DEADPOOL

DEADPOOL
MI NOMBRE ES VIOLENCIA

Por: Elliot Barrascout Ramírez
@elliotstitch

Wade Wilson (Ryan Reynolds) es un ex militar venido a menos que un día enferma de cáncer, pero cuando se lo detectan ya es terminal y solo le quedan algunas semanas de vida, pero un extraño le ofrece la oportunidad de no solo curarlo, si no de brindarle un extra y volverlo poderoso, al no tener nada que perder, dejara a su amada novia y se expondrá al famoso experimento canadiense.

Los resultados no son lo que se esperan y aunque lo vuelven un ser casi inmortal, por meter ADN mutante de Wolverine, la piel se le pudre y sabe que no puede andar por la calle así y menos ver a su novia chula de tal forma, así que decidirá usar un traje y vengarse de lo que le hicieron, pero su creador un ser también aumentado y con gran poder, le dará pelea y verán quien es más rudo.

Pero el villano Ajax (Ed Skrein) raptara a su novia para darle una lección al ahora llamado Deadpool, pero este hábilmente ira con sus amigos los X-Men y les pedirá ayuda, pero ellos no matan cosa que Wade si hace y eso pondrá una línea ente el héroe y lo que sea que es Deadpool, el degenerado que se regenera.

Llega una de las cintas basadas en un comic más esperadas del año, Deadpool, antihéroe que naciera en el universo Marvel en el año de 1991 bajo la retorcida mente de Rob Liefeld, Fabian Nicieza y que poco a poco ha ganado un gran éxito y reputación, por ser todo menos que un héroe, sino todo lo contrario, “El mercenario Bocazas” grosero, criticón, experto en humor negro y armas letales, acido, violento y todo un ejemplo a no seguir.

Ryan Reynolds, un gran fan del personaje, no solo encarna a Deadpool, también se involucró en la producción y gran parte de la promoción, pues deseaba que saliera un filme que no decepcionara a ningún fan del comic y la verdad lo logro, el resultado en pantalla es simplemente espectacular, tiene todo lo que se podía esperar de Deadpool, una trama alocada, con situaciones inesperadas, un lenguaje soez y mucha, pero mucha sangre y violencia y lo mejor de todo es que ya prometieron que en México no tendrá censura así que a gozar los ríos de sangre que la cinta presenta.

La historia es bastante buena, interesante, aparte se cuenta de una manera no lineal, pues mientras caza al malvado, va narrando de manera muy oportuna por qué esta así, y se explica desde el color de su traje, nombre y amistad con los X-Men, sin duda una trama redonda y bastante entretenida, aparte hay que reconocer que Ryan hace un papel brutal, hasta parece que nacio para ser Wade

La producción es muy buena, el humor es ácido, pero en verdad hace reír a todo el público, las situaciones son muy interesantes y en general estamos antes un filme totalmente redondo que tiene todos los elementos para que los fans del genero la amen y los no tan fans la puedan disfrutar de principio a fin, pero si hay que mencionar que si son susceptibles a la violencia o la sangre esta no es la cinta para ustedes, si no en verdad corran a verla y divertirse con este anti héroe que dará mucho de qué hablar.,

Lo bueno: Es idéntico al comic
Lo mejor: El cameo de Stan Lee
Lo malo: Mucha gente no soportara tanta violencia.
Factor Xhale: Es Deadpool, la incongruencia es su apellido.

Deadpool (USA, 2016)
Director: Tim Miller
Protagonistas: Ryan Reynolds, Ed Skrein, Morena Baccarin, T.J. Miller
Guión: Rob Liefeld, Fabian Nicieza, Rhett Reese
Género: Acción / Aventura
Clasificación: B-15
Duración: 108 Minutos
Distribuye: 20th Century Fox

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *